El fregadero es un recipiente que ha ido evolucionando a través de la historia. Antes del modernismo de la fontanería, se utilizaba y era conocido en la antigüedad con el término pila, refiriéndose a recipientes, ya sea de madera o de piedra, donde se colocaba un barreño para fregar los platos y vasos. Se encontraba siempre cerca de lugares como pozos, manantiales u otros sitios donde se pudiera obtener agua para realizar esta labor.

 

Sin embargo, y afortunadamente, esta condición ha ido cambiando para bien, dándole importancia y atención a la higiene y la salud humana con el transcurso del tiempo, constituyéndose a lo largo del siglo XIX. Esto ha traído consigo que, a principios del siglo XX, la mayoría de las viviendas contarán con fregaderos semejantes a los que encontramos hoy en día.

 

Para conocer un poco más sobre los materiales de los fregaderos durante la historia, te invitamos a que continúes con nosotros leyendo el siguiente post.

 

Fregaderos y sus materiales a través de la historia

Entre los materiales que han surgido a través de la historia hasta hoy, para la elaboración y fabricación de los fregaderos, encontramos los siguientes:

 

  • Pizarra y cobre

Para los primeros fregaderos los materiales utilizados fueron la pizarra y el cobre, siendo ambos elementos muy atractivos, pero muy caros para la época. Debido a su encarecimiento como principal razón, surge en la década de los XX el barro como material sustituto, que al no ser referente duró poco tiempo.

 

  • Hierro fundido

Al pasar del barro, nació la idea de un nuevo material: el hierro fundido cubierto de esmalte blanco. Con este material se crea una auténtica y total revolución, convirtiéndose en el más popular para la historia.

 

  • Porcelana

A raíz de la Segunda Guerra Mundial, se problematizó la producción de hierro fundido para las siguientes décadas, dado al racionamiento del metal y acero. Surgió así la porcelana como elemento para los fregaderos, pero a causa de su inflexión solo llegó a los años 60.

  • Acero inoxidable

Este material cuenta con dos aspectos fundamentales, ya que posee resistencia a los impactos y es más fácil para su propio aseo, existiendo incluso hasta nuestros días; tanto así, que se han presentado diversos estilos como el de una sola pila (seno) Styl1 Seno, o el de dos espacios, como el modelo Oki y muchos más, inclusive con chapa para colocar diversos utensilios.

 

  • Cerámica y otros materiales

Actualmente, se encuentra una amplia variedad de fregaderos que, aunada a la diversidad de colores, ofrecen un amplio abanico de posibilidades para escoger. Desde la cerámica, pasando por el cristal, granito, plástico e incluso fibras sintéticas. Estos son solamente algunos de los materiales de fabricación que podemos conseguir para las cocinas modernas. En este punto, entran los fregaderos elaborados en resina con modelos como Berlín, Moscú o Dublín, entre muchos otros.

 

Aquore: fregaderos para la historia

Si quieres que tu cocina posea estilo, calidad y elegancia, en Aquore conseguirás los mejores fregaderos con materiales duraderos, resistentes y de diseños inigualables y funcionales que harán historia.

Así mismo, ponemos a tu disposición los elementos que integrarán el área de lavado de tu cocina, como grifería y muebles para empotrar el fregadero, entre otros.

¡Contáctanos! Estamos ubicados en Jaén y contamos con almacenes logísticos y redes comerciales a nivel nacional.